martes, mayo 06, 2008

Rheinfalls

El sábado por la mañana salimos para el lado Suizo. Apenas saliendo de la zona vieja, queda poco y nada de la ciudad del otro lado de la frontera (para Silvia: Konstanz como ciudad es casi enteramente alemana).

A unos 50 km bajando por el Rin estan las cataratas (Rheinfalls), las más grandes de Europa. A esa altura ambos riberas del rio son Suizas (la frontera entra y sale un par de veces) Vale la pena el viajecito, está muy bueno, aunque en comparación con Iguazú son mucho más chicas, los balcones están propiamente tocando el agua. Además fuimos con un barquito que te lleva al pintoresco peñon que está en el medio, todos superapretujados en la pasarela.

Después paseamos por el pueblecillo más cercano, Schaffhausen, que nos sorprendió agradablemente, más grande de lo que pensabamos, muy muy "suizo". Las niñas miraron tiendas, después tomamos un helado y visitamos el castillo local.

Por la tarde paramos a mitad de camino en una especie de camping donde nos quedamos tirados dormitando una siestecilla al sol (colorados quedamos) a la orilla del lago. Falto poco para que nos metiéramos al agua, pero la verdad no esperabamos un clima tan fantástico asi que ni toallas ni malla teniamos. Después volvimos para Konstanz, cenamos unas pizzas, era "noche de jazz" en varios locales, pero la entrada bastante cara. Aprovechamos para escuchar en el restaurant (porque ya estabamos ahi y no había que pagar) y después seguimos de todas formas paseando por las calles y de aca y de alla se escuchaban las musicas diversas (no mucho jazz a decir verdad) de los locales. A la medianoche tras otra ronda de tragos, de vuelta para el albergue.





1 comentario:

Silvi dijo...

Ignoraba la existencia de cataratas en el Rin. Parece que fue realmente un lindo paseo, sobre todo con ese clima primaveral que bien se merecían. Me alegra