sábado, mayo 29, 2010

Bicentenario

Ya habrán notado la merma en mi producción bloguil de los últimos meses. La mayoría de ustedes ya sabe que es porque conseguí un nuevo puesto y nos estamos por mudar a Frankfurt.

Mientras tanto entre el trabajo en si y los preparativos me quedan pocas ganas de escribir, las ideas para diferentes posts se acumulan y nunca se escriben. Quería escribir más sobre el viaje a Italia, el final de Lost... al menos ponerme al dia con las lecturas (ese si que espero hacerlo pronto...). Este mes es peor porque aunque ya tenemos confirmado departamento, recien nos podemos mudar a principios de julio. Así que estoy que voy y que vengo con el coche.



Lo bueno es que esta vuelta por fin se dio, que podíamos ir a la recepción que ofrecía el consulado argentino de Frankfurt por ocasión del bicentenario. Ya nos habían invitado varias veces pero nunca habíamos podido ir.
Estuvo muy bien, habría un par de cientos de personas. Y como a diferencia de Barcelona acá no salen argentinos desde abajo de las piedras, es un cambio refrescante escuchar hablar en criollo.

La parte protocolar fue bastante aburrida, como leída del manual (no logramos acordar si Santillana o Kapeluz), además con sonido muy malo que apenas se escuchaba. Pero después vino lo bueno, el morfi, con vino y empanadas primero, y alfajores de maicena y pastafrola como postre. Eso si, no hubo Ferrero Rocher.

No se si se llega a apreciar en la foto lo feo que era el barrio, comparable con Lugano o Soldati.

4 comentarios:

Gonne! dijo...

Cual es tu problema con Lugano o Soldati? hoy en dia muchos de los argentinos q salian de las piedar en Barcelona salen de los aviones en Ezeiza. y buen ... no te preocupes por el blog pone un post sino escribo es porque estoy viviendo y todos contentos

Silvi dijo...

Qué lindos que están!!!
En Frankfurt seguro que se cruzarán con más argentinos que en el pueblo.
Que pronto se les vaya organizando todo y recuperes tu ritmo bloggeril. Pero sabemos que es que estás ocupado.

Vivi dijo...

Qué paquetería en el Consulado! Es donde yo estuve por el papelerío para mi retoño viajero? Porque no me di cuenta que hubiera jardín, claro no me moví mucho.

Mariana dijo...

Y, para cuando los comentarios sobre el final de Lost??!!
Que bueno la fiesta en la embajada, jejejeje. Yo quierooooo que me inviten a comer empanadas!!!
besiños